domingo, 6 de julio de 2014

Por el asesinato del obispo Enrique Angelelli : ondenan a perpetua a Menéndez y Estrella

La Justicia los consideró “autores mediatos” del homicidio del obispo. De esta manera, se condena a los autores intelectuales, pero no se encuentra aún al autor material del hecho.

Publicado por Lucas Malfatti

Luciano Benjamín Menéndez y Luis Fernando Estrella fueron encontrados culpables y condenados a prisión perpetua por el asesinato de monseñor Enrique Angelelli ocurrido el 4 de agosto de 1976.
En fallo unánime, el Tribunal Federal Penal con asiento en La Rioja ordenó además revocar la prisión domiciliaria de la que gozaban los acusados y alojarlos en el penal de la localidad de Bouwer en la provincia de Córdoba
El Tribunal Federal integrado por los magistrados Nicolás Quiroga Uriburu, Carlos Julio Lascano y Carlos Reynaga procedió ayer a la lectura de la sentencia del juicio al general Menéndez, quien era jefe del III Cuerpo de Ejército, y el comodoro Estrella, quien conducía en La Rioja a la Fuerza Aérea.
Los militares fueron acusados de autores mediatos del homicidio doblemente calificado de Monseñor Angelelli y por la tentativa de homicidio al ex sacerdote Arturo Pinto, que acompañaba al ex Jefe de la iglesia riojana en el momento del fatal desenlace sobre ruta 38 a la altura de Punta de los Llanos. Si bien el tribunal sólo leyó la parte dispositiva del fallo, Quiroga Uriburu informó que los detalles del mismo serán leídos el próximo viernes 12 de septiembre a las 9.30. La lectura de las sentencia fue acompañada por autoridades nacionales, provinciales, eclesiales y municipales entre ellos el vicegobernador de la provincia de Buenos Aires Gabriel Mariotto, el secretario de Derechos Humanos de la Nación Martín Fresneda, el vicegobernador Sergio Casas, el viceintendente capitalino Armando Molina, funcionarios del gabinete, el Obispo dioscesado Marcelo Daniel Colombo, el ex Obispo de La Rioja Roberto Rodríguez, el rector de la Universidad Nacional de La Rioja Fabián Calderón, y representantes de organizaciones de DDHH.
El Tribunal subrayó que el asesinato de Angelelli y el intento contra Pinto, “fueron consecuencia de una acción premeditada provocada y ejecutada en el marco del terrorismo de Estado” y, por lo tanto, consisten en “delitos de lesa humanidad imprescriptibles e inamnistiables”.
Tras ordenar el encarcelamiento de los condenados en la prisión de Bower, el TOF dispuso la realización de un inmediato y exhaustivo examen por parte de médicos forenses de la Justicia Federal de Córdoba, con control de partes, a fin de informar “si se encuentran en condiciones de permanecer alojados en tal establecimiento”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada